• Programa de Implante Coclear

    Nuevas Tecnologías en el área de la audición para pacientes con hipoacusia neurosensorial bilateral profunda.

    read more
  • Implante BAHA

    Nuevas Tecnologías en el área de la audición para pacientes con pérdida de un oído.

    read more
  • Prótesis auditivas

    Tecnologías de Prótesis no implantables

    read more
  • Microcirugías de oídos

    Microcirugías de oídos

    read more
  • La Clínica

    Ubicación de la clínica

    read more

Acufenometría

 

Se denomina acufeno o tinnitus a un ruido patológico autogenerado que percibe el paciente y no está ocasionado por un estímulo sonoro externo. Es una sensación subjetiva de sonido originada en algún lugar del aparato auditivo, por lo habitual en la cóclea y la vía auditiva.

La medición del acufeno permite saber en qué frecuencia se sitúa el sonido que refiere oír el paciente y con qué intensidad lo percibe.

En la Acufenometría se busca determinar cuatro medidas fundamentales en la descripción del acúfeno: a) confrontación de la frecuencia, b) confrontación de la intensidad, c) la enmascaribilidad del tinnitus y d) la inhibición residual.

De igual manera es de primera importancia la severidad con que el paciente experimenta el síntoma y su repercusión mental que puede llevarlo a la depresión o incluso al suicidio.

 

En un ambiente acústicamente aislado [situación de silencio absoluto] el individuo normo oyente aprecia un ruido propio, generado principalmente por el movimiento browniano de los cilios de las células ciliadas y en los vasos sanguíneos del oído, fundamentalmente en los de la cóclea; esta percepción es fisiológica y aumenta con el ejercicio físico intenso. En condiciones ambientales habituales este ruido no llega a ser consciente, pues el nivel sonoro externo lo enmascara. En situaciones de ansiedad o coincidiendo con otras disfunciones orgánicas o funcionales, una auto observación exagerada puede hacer que se note el ruido propio normal en exceso [acufeno psicógeno]. Una primera aproximación a la intensidad del acufeno se realiza durante la anamnesis: si el paciente oye el acufeno sólo en situaciones de silencio (durante la noche fundamentalmente] se denomina de grado I. Si además aparece en condiciones de silencio a lo largo del día, aunque desaparece o disminuye claramente al realizar algún tipo de actividad mental (leer, calcular, etc.], se considera de grado II. Por último, si éste persiste a lo largo de todo el día y no se modifica con la actividad mental es de grado III.